apoyarse en los pies

Apoyarme en mis pies… Aunque parezca una redundancia es algo que aprendo cada día.  El apoyo más fuerte sólo puede estar sustentado en nuestras piernas y en nuestros pies.

Es como la imagen de los árboles cuyas raices los sostienen a la tierra y cuando los vientos más fuertes los tambalean, su fuerza se sustenta en la tierra.

Nuestros pies nos sujetan a la tierra y ésta representa la vida, nos arraiga en el presente. Cuando nuestro  apoyo en nosotros mismos es débil, ante cualquier tempestad nos sentimos derribados. Entonces nuestra mente vuela hacia lo que pasó o hacia lo que será, y nos perdemos el tesotro más bonito, lo que está sucediendo en este momento.

Conceder importancia a nuestra forma de estar, a cómo estamos de pie, nuestras pisadas, la debilidad o fortaleza que tenemos en cada paso, nos da información importante acerca de cómo nos sostenemos.

Y el apoyo mas fuerte, más grande y mas importate sólo puede venir de la persona más importante que hay en la vida, la única que puede vivirla:              TU  …..   YO

Share This